PGP Pretty Good Privacy (privacidad bastante buena)

Es un programa desarrollado por Phil Zimmermann y cuya finalidad es proteger la información distribuida a través de Internet mediante el uso de criptografía de clave pública, así como facilitar la autenticación de documentos gracias a firmas digitales.

PGP es un criptosistema híbrido que combina técnicas de criptografía simétrica y criptografía asimétrica. Esta combinación permite aprovechar lo mejor de cada uno: El cifrado simétrico es más rápido que el asimétrico o de clave pública, mientras que éste, a su vez, proporciona una solución al problema de la distribución de claves en forma segura y garantiza el no repudio de los datos y la no suplantación.

Cuando un usuario emplea PGP para cifrar un texto en claro, dicho texto es comprimido. La compresión de los datos ahorra espacio en disco, tiempos de transmisión y, más importante aún, fortalece la seguridad criptográfica ya que la mayoría de las técnicas de criptoanálisis buscan patrones presentes en el texto claro para romper el cifrado. La compresión reduce esos patrones en el texto claro, aumentando enormemente la resistencia al criptoanálisis.

Después de comprimir el texto, PGP crea una clave de sesión secreta que solo se empleará una vez. Esta clave es un número aleatorio generado a partir de los movimientos del ratón y las teclas que se pulsen durante unos segundos con el propósito específico de generar esta clave (el programa nos pedirá que los realicemos cuando sea necesario). [cita requerida] Esta clave de sesión se usa con un algoritmo simétrico (IDEA, Triple DES) para cifrar el texto claro.

Una vez que los datos se encuentran cifrados, la clave de sesión se cifra con la clave pública del receptor (criptografía asimétrica) y se adjunta al texto cifrado, y el conjunto es enviado al receptor.

El descifrado sigue el proceso inverso. El receptor usa su clave privada para recuperar la clave de sesión, simétrica, que PGP luego usa para descifrar los datos.

Las claves empleadas en el cifrado asimétrica se guardan cifradas protegidas por contraseña en el disco duro. PGP guarda dichas claves en dos archivos separados llamados llaveros; uno para las claves públicas y otro para las claves privadas.

Etiquetado con:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.